Impermeabilizaciones

Impermeabilización con láminas de PVC

La impermeabilización con láminas de PVC es una de las más utilizadas en la protección de humedades en tejados y terrazas, pero también en piscinas o muros.

Reparación de humedades y vías de agua

¿Qué son las láminas de PVC?

Las láminas de PVC (Policloruro de vinilo) se tratan de un material perfecto para todo tipo de impermeabilizaciones debido a su resistencia y durabilidad en entornos húmedos, pero además es muy económico, por lo que lo encontramos habitualmente en la gran mayoría de impermeabilizaciones.

El PVC es un material muy flexible, pero a la vez muy resistente y es difícil que se rompa y desgarre. En caso de que sea necesario, también es muy fácil de soldar diferentes láminas para construir una de mayor tamaño.

Una gran ventaja de este material es que lo podemos encontrar en diferentes colores, dependiendo del lugar donde se vaya a colocar.

El PVC, es además conocido por su gran resistencia ante cualquier condición climática ya llueva o haga sol.

Dependiendo de su lugar de instalación, las láminas se colocan debajo de planchas onduladas y tejas. Se trata de una medida protectora para impermeabilizar cubiertas de todo tipo y evitar principalmente las filtraciones de agua y evitar la humedad en el interior.

¿Cuáles son las ventajas de impermeabilizar una cubierta con láminas de PVC?

Podemos colocar una cubierta de PVC en diferentes tipos de cubiertas. En cubiertas de centros deportivos, naves industriales, tanto en zonas transitables como en las no transitables, jardines...

Las cubiertas van a estar a la intemperie, expuestas a las diferentes inclemencias meteorológicas, sol, lluvia, viento, nieve... Atendiendo a esto, deberemos elegir un material totalmente resistente y por supuesto impermeable. En este caso, el PVC cumplen con todas estas características para proteger una cubierta de cualquier tipo. Las ventajas que ofrece el PVC son:

  • Ofrece una gran resistencia frente a los rayos UV. No todos los materiales tienen la misma resistencia, y es que el PVC protege el interior de los efectos del sol. La exposición al calor no supondrá ningún problema en el material.
  • También es muy resistente a otras situaciones meteorológicas como puede ser la lluvia, la nieve o el granizo, pero también el viento. Cuando un elemento está expuesto al exterior, este se ve afectado de forma continua por el ambiente en el que se encuentra. El PVC es un material muy versátil en la gran mayoría de situaciones.
  • Precio económico. Las láminas de PVC son fáciles de adquirir, por ello su precio más económico en comparación con otro tipo de materiales del mercado. Si queremos evitar la entrada de lluvia de nuestra vivienda, nave o local es importante colocar una lámina impermeabilizante, y cuando se trata de una extensión importante, recurrimos a materiales más baratos como el PVC. El PVC, a pesar de ser una opción barata, es una de las mejores que existen en el mercado y sin duda de las más utilizadas. Es muy importante que la cubierta este instalada por profesionales que conozcan el material ya que muchas veces los problemas parten de la instalación y no por el material.
  • Es fácil de trabajar. Para un profesional con experiencia en la impermeabilización de cubiertas con PVC, este trabajo será rápido y sencillo. Con las herramientas adecuadas, podemos soldarlo y fijarlo con facilidad. Al ser fácil de instalar, su tiempo de instalación será bajo también y se podrá realizar con la mayor brevedad y urgencia posible.
  • A tener en cuenta otra característica importante de este material es que es su resistencia a la ruptura y desgarros. No es fácil de romper, por lo cual lo convierte en una excelente opción para colocar en diferentes tipos de cubiertas.
  • Su resistencia a roturas, se debe a que es un material muy flexible que llega a ser muy beneficioso en diferentes situaciones.
  • Gran disponibilidad de colores. El PVC se trata de un material que se puede diseñar en base a diferentes colores. Esto es muy útil sobre todo cuando se contempla un diseño uniforme y puede salvar de muchos problemas a los arquitectos.
  • El PVC, al tratarse de un material sintético, no supone ningun problema frente a microorganismos o el desgaste natural. No se descompone de forma natural por lo que no hará falta hacer recambios de forma habitual. Además, no responderá a la aparición de musgos o plantas que puedan dañar la superficie.
  • Por supuesto, las láminas de PC, a pesar de estar hechas de plástico, es un material totalmente reciclable una vez que ha cumplido su trabajo y necesite ser sustituido por una lámina nueva.

Atenderemos todas tus dudas respecto a materiales e instalación de impermeabilizaciones. J. M Navarro ofrece soluciones de impermeabilizaciones con láminas de PVC para terrazas, tejados y cualquier otra superficie exterior afectada por la lluvia o el sol.

Si necesitas más información acerca de este material y no sabes cuál es mejor elegir para utilizar en tu cubierta y protegerla, no dudes en ponerte en contacto con nosotros por teléfono o correo electrónico.

Comparte esta información
¿Necesitas presupuesto o quieres hacernos una consulta?
Contacta con nosotros